martes, 21 de enero de 2014

Fin de semana de encuentro rural en Socuéllamos.




Al mal tiempo, buena cara...

Desde el viernes 17 hemos estado en Socuéllamos City - la capital del vino y las mujeres bonitas ;) - en unas jornadas rurales organizadas por nuestro hermano Chicho en su rincón campestre.
Hemos aprendido muchas cosas, hemos hecho nuevos amigos, nos hemos reencontrado con muchos conquenses de los que se echan de menos y hemos presentado por primera vez la evolución de nuestro domo en sociedad.






El viernes nos comimos unas lentejas vegetarianas en puchero de barro "que-te-quegues" de la mano de nuestro cocinero barbudo favorito y alargamos la sobremesa mientras iba llegando poco a poco la gente para la inauguración de las jornadas.

Comenzó el sarao con un taller de diseño de estufas de inercia térmica a cargo de nuestro Sali, el jefe de obra de Pájaros en la Cabeza y socio de eCoop. 
Os dejamos el enlace a un manual completo de como construirlas y entenderlas.

Picando ingredientes para las pizzas
Después de un descanso, comenzó el taller de pan y pizzas artesanales de la mano de Bárbara, de la finca Las Morras en Polán (Toledo).

De este taller salió la cena de esa noche, unos bollos preñaos que han servido de aperitivo durante las jornadas y el pan que hemos consumido durante todo el fin de semana.


En honor a la tradición socuellamina de celebrar San Antón, patrón de los animales, con hogueras y tostones, algunos de los panes que se hicieron en ese taller fueron de cañamones, una prueba que dio un resultado buenísimo.
Jam session rural.

Y ya no tanto en honor a San Antón como para poder resistir el frío de enero en La Mancha, fue alrededor del fuego donde compartimos risas, música, cena y el vinito artesanal de Chicho.






Comenzamos el sábado con unas buenas gachas manchegas de la mano de Momo, nuestro moteño favorito, para afrontar una jornada llena de buena onda con el estómago relajao.

Primer taller del sábado: Doma natural de caballos. Para el taller contamos con Lourdes, una amiga mallorquina profesora de equitación que doma a sus propios caballos con mimo y siguiendo las pautas de comunicación que estos animales utilizan entre sí. Para hacer el taller tenemos a los caballos de Cuqui y Momo, recién llegados de Soria.  En apenas un par de horas, mientras les va explicando a Momo y Cuqui como tienen que comunicarse con sus caballos y ante la mirada atenta de una treintena de personas, Lourdes consigue que los caballos obedezcan sus órdenes. Seguramente este ha sido el taller que más nos ha impresionado a todos.

Dejamos a los caballos con sus dueños poniendo en práctica las recomendaciones de Lourdes en el picadero y comienza el taller de jabones naturales, en el que aprendemos a hacer jabón de lavanda para el cuerpo.

Taller de jabón 
La receta para conseguir un kilo de jabón es:

- 213 gr de agua infusionada con la hierba que nos interese para aportar aroma y  propiedades benéficas para la piel. También se puede hacer con leche de cabra o zumo.
- 85 gr de sosa cáustica. También se puede usar ceniza o saponaria.
- 682 gr de aceite de oliva limpio. Se puede hacer con aceite usado si no es para uso corporal.
- 10 gr de cera de abeja.
Se infusiona el agua y se cuela el residuo de la infusión.
En el agua caliente se deshace la sosa con sumo cuidado.
Calentar el aceite con los 10 gr de cera para deshacerla e integrarla en el líquido.
Una vez que la sosa está disuelta en el agua se vierte el aceite y se remueve durante unos minutos. Este proceso, el de remover, se repetirá cada 20 minutos hasta que quede un líquido espeso homogéneo.
Este líquido se depositará en un molde hasta que quede duro y cuando endurezca se desmoldará y se dejará reposar durante un mes aproximadamente antes de usarlo.


Mientras se prepara el arroz, tenemos dentro de la casa un taller a cargo de Dani de GranJávaga sobre desobediencia civil. Hablamos de la objeción fiscal, de cómo desobedecer la nueva ley de energía si tenemos placas solares, hablamos de Som Energia, la cooperativa de energía verde que está pegando fuerte en nuestro país, de la objeción de conciencia...



Después de la comida asistimos a un taller sobre cerveza artesanal de la mano de Álvaro, quien se dedica a producir la cerveza natural Záncara en El Provencio (Cuenca).
taller de cerveza natural.

Se pretendía hacer un taller de elaboración de cerveza pero por falta de tiempo, por el clima y porque la cebada no había germinado lo suficiente como para ser malteada, se cambió por una charla sobre el proceso y las diferentes formas de hacer.


Cerramos las actividades del sábado nosotras haciendo una exposición del proyecto Pájaros en la cabeza y mostrando una galería de fotos del proceso de construcción de nuestro domo.

Fallamos al sarao guitarrero nocturno y a la comida macrobiótica del domingo por querer pasar un rato con la familia antes de volver a Ciudad Real.

Que bien sientan estos encuentros. Te lo has currado, hermano. Eres un campeón.

2 comentarios:

Lucía Moreno Velo dijo...

Qué buena pinta y qué envidia me dais.

Nosotras estamos dándonos de cabezazos con mil obstáculos para llevar el agua a nuestra nueva cocina.

Un abrazo,
Lucía

Supercalifragi dijo...

¿Como lo estáis haciendo?
Nosotras pensamos en el típico depósito en alto, pero para pasar código técnico tiene que estar a 10 metros, una barbaridad.
La otra opción una bomba de presión electrica, que no nos gusta nada.

Cuentanos.
Un saludo.